Saltar al contenido
Medinaturales

PROBIÓTICOS » Qué son, Para que Sirven y sus Beneficios

mayo 16, 2019

QUÉ SON LOS PROBIÓTICOS

Los probióticos son bacterias “buenas” y levaduras que sobreviven al paso por el tracto gastrointestinal por completo para implantarse en el colon e intestino delgado. Aunque muchos relacionan las bacterias con enfermedades que se conozca, su función es muy diferente para el organismo.

Debido a su capacidad para detener el crecimiento excesivo de microorganismos infecciosos en los intestinos, estos cultivos de bacterias son claves para evitar el desarrollo de varias patologías en el organismo. Los qué más se aprovechan para beneficio humano son los lactobacilos y bífidobacterias que mas lo necesita nuestro organismo.

Para resumirlo de forma sencilla, estas bacterias y levaduras que no perjudican a la salud ocupan sitios donde podrían implantarse microorganismos patógenos en su totalidad. Al no dejarles sitio y favorecer algunos procesos como la digestión son absolutamente beneficiosas para la salud en general.

Resultado de imagen para probióticos

FUNCIÓN DE LOS PROBIÓTICOS

1↔ Favorecer la Digestión

Los probióticos apoyan al equilibrio sano de la microflora en el sistema gastrointestinal por completo, suprimen el crecimiento de bacterias dañinas y apoyan a una digestión saludable para no sufrir complicaciones, mejorando la movilidad intestinal en los intestinos. Ello confiere ver mejorada la función digestivo, en concreto, la de absorber eficazmente los nutrientes.

Estas bacterias “amigables” ayudan a los intestinos para producir ácido láctico, ácido acético, peróxido de hidrógeno y otros compuestos orgánicos necesarios para el buen funcionamiento de los intestinos. También participan en la síntesis de la bilis y la secreción de jugos gástricos por completo.

La absorción de: Vitamina B12, Hierro, Magnesio, Ácidos Grasos o Glucosa, se verá altamente beneficiada por la acción de los probióticos en el organismo.

2↔Protección frente a Infecciones

Las bacterias probióticas y levaduras también mejoran la función del sistema inmunológico en todo el cuerpo, estimulando la secreción de IgA y de las células T reguladoras mismas, mediante la síntesis de enzimas que destruyen a bacterias y toxinas perjudiciales para la salud de los órganos de nuestro cuerpo.

Principalmente, los Probióticos apoyan la labor de absorción de nutrientes y combatir las infecciones que se puede generar por algún virus o bacteria.

3↔ Ayuda a la Practica de lo Deportistas

La mayor parte de bacterias probióticas estudiadas en individuos físicamente activos y atletas han sido los atletas que son: Lactobacillus casei (el famoso L-casei), L-fermentum, L-acidophilus y L-rhamnosus mismo.

Los resultados no demuestran que ninguno de ellos sea superior a otro, y por tanto, es difícil que las recomendaciones médicas y dietéticas para atletas establezcan unas formulaciones únicas de probióticos, recomendándose multiespecies que se necesiten para cada cuerpo.

Todos ellos, en términos de suplementación deportiva misma, pueden producir pequeños efectos beneficiosos en la mejora o mantenimiento de la buena salud como reducir el riesgo de enfermedades respiratorias y gastrointestinales durante períodos de estrés que se puede generar, alta carga de entrenamiento y competición para el cuerpo.

PARA QUÉ SIRVEN LOS PROBIÓTICOS

Los principales beneficios de los probióticos son los siguientes encontrados:

Imagen relacionada

  • Combatir y prevenir enfermedades intestinales como colitis, síndrome del intestino irritable, enfermedad de Crohn e inflamación intestinal
  • Combatir enfermedades como cáncer, candidiasis, hemorroides e infección urinaria presentes en el organismo
  • Mejorar la digestión y combatir la acidez en el sistema digestivo
  • Combatir el estreñimiento y la diarrea, regulando el tránsito intestinal por completo
  • Aumentar la absorción de nutrientes, como vitamina B, calcio y hierro necesarios para nuestro cuerpo
  • Fortalecer el sistema inmunológico, por aumentar la producción de células de defensa llamadas macrófagos
  • Impedir la proliferación de bacterias malas en el intestino eliminándolas de nuestro cuerpo
  • Ayudar a digerir la lactosa, especialmente en personas con intolerancia a la lactosa
  • Prevenir problemas como obesidad, colesterol alto e hipertensión mejorando la circulación sanguínea
  • Prevenir alergias e intolerancias alimentarias que pueda contener algún alimento.

BENEFICIOS DE LOS PROBIÓTICOS

Aunque consumir probióticos tiene un impacto positivo en todo nuestro organismo como se ha comprobado hasta ahora, te contamos 6 beneficios concretos que obtienen las personas que los incluyen habitualmente en su dieta en su totalidad.

1. Combaten la Obesidad y la Diabetes

Algunos estudios confirman que el consumo de probióticos puede contribuir a mejorar el metabolismo de la glucosa y de las grasas que se encuentran en nuestro organismo.

2. Contribuyen a tu Bienestar Emocional

Tomar probióticos puede ayudarte a reducir el estrés que se este sufriendo. Ya conocemos que el cerebro y el intestino están conectados por completo. El consumo de las bacterias adecuadas puede contribuir a favorecer la relajación en el cuerpo. También ayudan a evitar la ansiedad y la depresión misma muy beneficioso.

3. Los probióticos cuidan el Hígado

El hígado es un gran filtro de toxinas para el cuerpo en su totalidad depurandolos. Dependemos de él para muchas de nuestras funciones más básicas que realiza, por lo que es muy importante mantenerlo sano y cuidado por completo.

Se recomienda consumir diariamente yogur de soja o cualquier otro yogur vegetal con L y que sea natural. Bulgaricus y Thermophilius, dos bacterias que se encargan de transformar la leche en yogur. Esto ayuda a reparar los daños en el hígado antes de que se conviertan en enfermedades causando otras complicaciones.

4. Previenen los Resfriados

Los niños que consumen más probióticos suelen tener menos gripes y resfriados en su cuerpo y si los contraen, sufren síntomas más leves y menos duraderos de los que se puede padecer.

5. Los probióticos combaten los efectos secundarios de los antibióticos

Cuando tomamos antibióticos, a menudo nos encontramos con unos efectos secundarios desagradables que suele afectar nuestra salud. A la vez que los antibióticos combaten las bacterias dañinas, también destruyen las bacterias beneficiosas que viven en nuestro intestino por completos, pudiendo provocar molestias intestinales o un desequilibrio entre las poblaciones de bacterias.

Tomar probióticos junto a los antibióticos protege nuestra flora natural y nos evita los molestos efectos secundarios de los antibióticos que puedan provocar en nuestro organismo.

Resultado de imagen para Intestino Irritable

6. Alivian el Intestino Irritable

Si tienes molestias intestinales habitualmente por completo, síndrome del colon irritable o dolor abdominal, tomar probióticos puede ayudarte a aliviar estos síntomas. Los pacientes con síndrome del intestino irritable que consumen probióticos sufren menos dolor de lo normal que pueden sentir, menos hinchazón y menos flatulencias en los intestinos

PROPIEDADES DE LOS PROBIÓTICOS

1- Mejora el Estado de Ánimo

Estos microorganismos ayudan a la salud gastrointestinal en el cuerpo humano en general, por ello son elementos clave en nuestra salud y bienestar en general por completo. Esto es particularmente cierto si tenemos en cuenta que muchas de las enfermedades crónicas comunes empiezan en el sistema digestivo por alguna infección de alguna bacteria.

2- Restaurar el Tracto Intestinal

Con más de 400 bacterias diferentes que viven en el tracto gastrointestinal humano que se conoce, las formas más comunes de los probióticos intestinales L. acidophilus y Bifidobacterium bifidum. Estas bacterias actúan como agentes para restaurar el equilibrio no amigable en los intestinos, patógenos del intestino tales como la bacteria Candida o E. coli mismo.

3- Evitan Enfermedades

Cuando las “bacterias buenas” no están lo suficientemente presentes en el organismo aparecen una serie de problemas de salud relacionados con las bacterias que se encuentra en nuestro organismo, tales como molestias digestivas, dolores de cabeza, letargo, irritabilidad, candidiasis (un crecimiento excesivo de la bacteria Candida albicans) que puede afectar la salud en general.

4- Lactobacillus Acidophilus

Es, posiblemente, el más fuerte de nuestros combatientes probióticos que mas se conoce. Los estudios demuestran que L. acidophillus es como un antibiótico natural en nuestro cuerpo que tiene la capacidad de producir una acción anti-microbiana contra los patógenos en los alimentos que comemos por completos.

El aire que respiramos, y el resteo de elementos del entorno que entran en contacto con nosotros.. El estrés, los estilos de vida poco saludables, y lo más importante, las dietas poco saludables, destruyen nuestras cantidades naturales microorganismos probióticos que son necesarias para le buen funcionamiento de nuestro organismo.

TIPOS DE PROBIÓTICOS

1). Lactobacilos

En el cuerpo, se encuentran en los sistemas digestivo, urinario y genital que mas pueden padecer alguna infección. En los alimentos, se puede encontrar principalmente en algunos yogures y en suplementos dietéticos. La función de los lacto-bacilos reside en el tracto intestinal, y más concreta-mente, en los problemas relacionados con la diarrea misma.

Imagen relacionada

Los lactobacilos ayudan a descomponer la comida, absorber sus nutrientes y eliminar los microorganismos que pueden producir enfermedades eliminadolas de nuestro organismo.

Sirven, por tanto, para prevenir y curar patologías como la diarrea por rota virus en los niños o la diarrea del viajero. También puede ayudar en el tratamiento de otros problemas como lo son los siguientes afecciones:

  • Cólicos del bebé presentes.
  • Enfermedad de Crohn.
  • Enfermedad inflamatoria intestinal.
  • Enterocolitis necrotizante.
  • Infecciones en el tracto urinario.
  • Infecciones vaginales por levaduras.
  • Colesterol alto en la sangre.
  • Intolerancia a la lactosa.
  • Enfermedad de Lyme.
  • Urticaria en el organismo.

2). Bifidobacterias

Estos probióticos viven en la flora bacteriana del intestino, pero también puede encontrarse en alimentos fermentados como los yogures o el queso que mas lo contiene. Su función es similar a la de los lacto-bacilos, pero su tarea consiste en ayudar a sobrevivir al resto de probióticos y a impedir el crecimiento de las bacterias perjudiciales o que causan enfermedades en el cuerpo.

Las enfermedades que pueden ayudar a prevenir las bifidobacterias son las siguientes afecciones en el organismo:

  • Diarrea en el estomago.
  • Colitis ulcerosa.
  • Enterocolitis necrotizante.
  • Infecciones de hongos como la candidiasis.
  • Resfriados y gripe a la vez.
  • Mastitis (inflamación mamaria).
  • Hepatitis e inflamación hepática.
  • Intolerancia a la lactosa.
  • Paperas que se este padeciendo.
  • Enfermedad de Lyme mismo.

ALIMENTOS QUE CONTIENEN PROBIÓTICOS

Chocolate Negro:

Su contenido en probióticos es cuatro veces mayor que en los lácteos que se ha comprobado. Algunas bacterias «buenas» (bifidobacterium) se alimentan de él, crecen y fermentan dando lugar a compuestos anti-inflamatorios en el organismo.

El Chucrut:

Es uno de los alimentos probióticos que debes incluir en tu alimentación por completo. Es col blanca cortada en tiras y fermentada con vinagre y especias mismas. Se produce por fermentación del repollo o col blanca. Es rico en vitaminas A, B, C y E beneficioso para el organismo. Es uno de los alimentos con probióticos más reconocido por sus beneficios.

Resultado de imagen para Chucrut

Una forma fantástica para consumirlo es prepararlo en casa ya que los comerciales han pasado por procesos de pasteurización perdiendo parte de sus propiedades que necesita nuestro sistema, además de tener un contenido alto en sal en su componentes.

El Kéfir:

Es uno de los alimentos probióticos disponible en el mercado que se puede adquirir,incluso puedes elaborarlo tu mism@ si consigues el hongo,según sea de agua o leche como se puede conseguirlo, es un postre obtenido por fermentación de la leche, gracias a un hongo que se prepara. Estimula las defensas por completo.

Es el perfecto aliado para las personas intolerantes a la lactosa ya que a medida que aumenta su fermentación disminuye la lactosa por completo. Rico en calcio, magnesio y fósforo, vitamina K y grupo B (B1, B5, B8, B9, B12), triptófano y proteínas de fácil digestión necesario para los órganos del cuerpo.

El Kimchi:

Es uno de los alimentos probióticos proveniente de Corea. Son vegetales crudos fermentados,para que puedan ser consumidos durante todo el año que se necesite consumirlo. Se obtiene por fermentación de repollo chino, se le puede añadir pepino, ajo, cebolla, guindilla o especias. Se deja fermentar durante dos semanas por completo.

Su sabor es salado y picante, se añade a sopas, arroces, fideos, guisos… Es un gran antioxidante y fortalece el sistema inmunológico para evitar posibles afecciones que se puedan padecer. Rico en vitamina C, B1, B2, carotenos, calcio y proteínas. Se incluye dentro de los alimentos probióticos ya que su fermentación produce ácido láctico que en el intestino previene el crecimiento de flora patógena.

Las Microalgas

Son los alimentos probióticos más famosos para añadir a tus smoothies o batidos que se desees consumir. Por todo su poder nutricional y beneficios a la salud. Microalgas: espirulina, chorella, algas verdes y azules, activan los lactobacillus y las bifidobacterias del intestino por completo.

Además, son muy nutritivas y antioxidantes. Puedes añadirlas en polvo a tus batidos y prepararte un buen smoothie para desayunar para una salud sin complicaciones.

El Vinagre de Manzana

No es uno de los alimentos probióticos como tal pero su composición sí, debido a la fermentación de la manzana que tiene pectina en su componentes. Aunque no es uno de los alimentos probióticos, contiene un ingrediente muy útil para los probióticos para su funcionamiento: la pectina de manzana, que sirve de alimento a la microbiota (flora intestinal) misma.

Imagen relacionada

El Miso:

Es el ingrediente indispensable en la comida japonesa, siendo uno de los alimentos probióticos por excelencia por su efectividad en probioticos . Puede añadirse a muchos platos. Es una pasta que se obtiene por fermentación de la soja y que genera enzimas digestivas y probióticos para el sistema digestivo.

Existen diferentes variedades: hatcho miso (sólo con soja), genmai miso (soja y arroz integral), kome miso (soja y arroz blanco) y mugi miso (soja y cebada) son los que mas se consumen.

Té Kombucha

Es una bebida fermentada a base de bacterias y levaduras denominadas SCOBY como se le ha denominado. Conocido como el té de la inmortalidad por la dinastía china debido a sus efectos probióticos, antioxidantes, diuréticos y estimulantes del sistema inmune evitando así afecciones en el organismo.

El Tempeh

Es uno de los alimentos probióticos procedentes de la soja donde se extrae. Contiene casi la misma cantidad de proteínas que la carne,siendo ideal en tu dieta por completa y natural. Se obtiene por fermentación controlada de las vainas de soja, es muy rico en proteínas, contienen todos los aminoácidos esenciales y vitamina B12 para el organismo.

El Yogur

Es uno de los alimentos probióticos más usado y conocido en el mercado,incluso puedes elaborarlo tu mism@ consiguiendo un aliado para tu salud que necesita nuestro sistema en general. Es uno de los alimentos con probióticos más consumido hoy en día.

Si quieres aprovechar el efecto probiótico de los yogures fíjate en su etiquetado, busca aquellas marcas que contengan lactobacillus o acidophilus. El queso y la leche de cabra son más ricos en probióticos que la leche de vaca misma.

CAPSULAS EN PROBIÓTICOS:

¿Qué son?

Sabemos que los probióticos son microorganismos vivos que, ingeridos en cantidades suficientes para beneficio del organismo, promueven beneficios en nuestra salud. Beneficios entre los que destacan son las siguientes queso:

Resultado de imagen para CAPSULAS EN PROBIÓTICOS

  • La mejora de las digestiones y del tránsito intestinal por completo
  • La mejora de la salud gastrointestinal, prevención y tratamiento de trastornos gastrointestinales
  • El fortalecimiento del sistema inmunitario en su totalidad.

¿Qué contienen?

Aunque estos «bichitos» pueden hacer mucho más, tal como vienen demostrando numerosas investigaciones. Pero, ¿dónde están? ¿Cómo «comemos microorganismos»? Y, sobre todo, ¿cómo los ingerimos en esas «cantidades suficientes» para que el organismo se beneficie? para una salud mas sana

Las bacterias buenas ya están presentes en nuestro cuerpo. Lo que ocurre es que determinados factores hacen que su cantidad y calidad disminuya en el organismo. Los suplementos probióticos en cápsulas son un modo de aportarlas pero no el único, y tampoco el mejor como justificamos un poco más adelante.

Se trata de preparados a los que añaden estos microorganismos, estas bacterias beneficiosas. Lactoflora, ISDN, Bio3, Italfarmaco o Pearls YB son algunas de las marcas que comercializan probióticos en cápsulas por completo, ampollas o sobres, de venta en farmacias. Cada producto contiene una cepa de probióticos determinada, con unas especies concretas, en función del efecto que se pretenda lograr.

Dosis de Probióticos en Capsulas

Diferentes marcas de probióticos en capsulas pueden contener entre una y 10 mil millones de unidades formadoras de colonias en sus componentes. Para mantener un tracto digestivo saludable, se recomienda un probiótico con uno a dos millones de UFC. Sin embargo, si usted está tomando antibióticos o tiene síntomas de un desequilibrio bacteriano como la diarrea, puede tomar un probiótico con hasta 10 mil millones de CFU hasta que el problema desaparezca por completo.

Las marcas de probióticos difieren en la cantidad de CFU que contienen. Usted no debe tomar cinco cápsulas probióticas que contengan dos mil millones de CFU porque esto puede no darle el equilibrio adecuado entre las cepas en su asistenta. Si usted está teniendo un problema y necesita más siempre debe comprar una marca que las contenga en una cápsula para mejores efectos.

Para mantener el equilibrio de microorganismos, tome un probiótico de uno a dos millones de CFU diariamente o cada dos días Para corregir un problema, los probióticos que contienen 10 millones de UFC se pueden tomar diariamente hasta por dos semanas continuas hasta eliminar la infección contraída.